El aborto es como la eugenesia de los nazis, pero “con guantes blancos”

  • El Papa Francisco ofrece duro mensaje sobre el matrimonio, la familia y la vida

CIUDAD DEL VATICANO. El sábado 16 de junio, el Papa Francisco recibió en audiencia en la sala Clementina del Vaticano a los participantes del Foro de las Asociaciones Familiares, una entidad que celebra los 25 años de su fundación trabajando por el fortalecimiento de la familia como pilar fundamental para el buen desarrollo social y núcleo central de la propagación de la fe.

En su intervención el Papa mostró que el aborto es una forma de eugenesia pero con “guantes blancos”. En un discurso improvisado Papa Francisco denunció que “devolver” al niño cuando “no viene bien”, casi se ha convertido en “una moda”.

“El homicidio de los niños para resolver una vida tranquila”, advirtió el pontífice, se hace en “detrimento de los inocentes”. La eugenesia de los nazis “sorprendió” a todos y hoy “hacemos lo mismo con guantes blancos”, afirmó.

Reaccionando también a la cuestión de la familia, el Papa observó que “hablamos de familias diversas, como si hubiera diferentes tipos. “Pero la familia, a imagen de Dios, hombre y mujer, solo hay una”, declaró solemnemente, causando un nuevo aplauso. Al permitir que el hombre y la mujer sean una sola carne, Dios les permite estar “a Su imagen”. Esta es la razón por la cual el esposo y su esposa son “el ícono de Dios”.

Observamos que “tantos” hombres y mujeres comienzan una familia y se casan “como si estuvieran jugando a la lotería”, también se lamentó el Sumo Pontífice. Estos, dijo, dependen del azar y están listos para cancelar todo y “comenzar de nuevo” si no funciona entre ellos. Esta percepción del matrimonio, según él, es una “superficialidad”.

El sucesor de Pedro volvió a referirse al cuarto capítulo de su documento Amoris laetitia (2016), sobre el amor en el matrimonio, el verdadero “núcleo” de la exhortación apostólica. Él propone una “espiritualidad de la vida cotidiana”, alentando, por ejemplo, la paciencia en la pareja, lejos de la simple casuística, consideró. Aquellos que quisieron resumir Amoris laetitia a una lectura binaria sobre lo que está permitido y lo que no, lanzó con firmeza, “no entendieron nada”. (Aleteia.org)

Junta Proteccion Anuncio